Del resultado de años de investigación nace el proceso NANEAU, que permite tratar, por inyección, el suelo y las aguas subterráneas con partículas de un diámetro inferior a 5.000 veces que un cabello humano.

La extrema reactividad de las nanopartículas permite que el proceso degrade los contaminantes recalcitrantes, incluso a altas concentraciones, así como limitar en gran medida la formación de subproductos de la degradación.

  • Trihalometanos-clorometano: Otros Hidrocarburos policlorados: PCB, dioxinas, hexaclorobutadieno.
  • Clorobenceno-chloroeteno: Otros compuestos orgánicos: NDMA, TNT
  • Pesticidas (DDT, lindano) -Cloroetanos: aniones inorgánicos: perclorados, nitratos, así como Cr VI y As

El proceso NANEAU se concentra en el tratamiento de la zona de foco, particularmente en un contexto de edificios en actividad o en un contexto urbano complejo con restricciones de acceso.

 
 
 
 
1
1